CAMBIO ESTACIONAL

10 septiembre, 2015 | Categoría:Calidad de vida, Consejo farmacéutico, Dietética y nutrición, Salud 2.0, Vida saludable

Aquellos que vivimos en el Norte comenzamos a sentir los cambios de tiempo en estos primeros días de septiembre: las temperaturas máximas no superan los 22º, las mínimas ya se acercan a los 13º, las mareas son más fuertes y la temperatura del agua refresca. En definitiva, aunque nos quedan días de buen tiempo la situación climatológica ha comenzado a cambiar y difiere de otras zonas del resto de España donde aún el calor es intenso.

Todo ello sin hablar de los días que van acortando y que nos recuerdan que el otoño está próximo…, pero en que nos afectan estos cambios a nuestra Salud? Bien, en las próximas semanas estaremos “expuestos” a un bombardeo de anuncios publicitarios de antigripales y/o anticatarrales de diferente naturaleza en su composición pero con el denominador común de atajar los primeros síntomas de catarro y/o resfriado.

Pero hoy quiero hablar de prevención: en esta época de cara a lo que se no hecha encima que será la entrada del otoño e invierno posteriormente. En definitiva, prepararnos para las consecuencias derivadas del frío.

Recientes investigaciones señalan que la exposición a temperaturas frías pueden generar en nuestro organismo una situación de hipotermia (bajada de la temperatura corporal) que puede afectar a la eficiencia de la respuesta inmune.
Esta situación de frio provoca que los rinovirus (agentes causales más frecuentes en la aparición de gripe o resfriado) sean más dañinos a temperaturas corporales bajas (33º/35º dentro de las cavidades nasales). En estas condiciones ambientales, la primera línea de defensa de nuestros organismos frente a agentes infecciosos se debilita y es menos eficiente además de otras consecuencias a nivel nasal.

Hablemos, entonces, de como podemos contrarrestar la bajada de defensas antes de que llegue el frío invierno, todo ello desde un punto de vista optimista: extractos vegetales, vitaminas y minerales son complementos para ayudarnos a reforzar las defensas. Si enumeramos alguno de ellos podremos ver la características y lo que nos aportan, es el caso del:

Sauco: fortalece las defensas y posee actividad antiinflamatoria, antiviral, antibacteriana y antiinflamatoria.

Echinacea: incrementa las defensas del organismo, posee actividad antibacteriana y antiviral, además tiene acción antiinflamatoria.

Própolis: actividad inmunoestimulante (contribuye a mejorar las defensas). Tiene actividad antioxidante, antimicrobiana y ayuda a disminuir la duración de los síntomas del catarro común y las infecciones respiratorias por rinovirus.

Otros como la Vitamina C y el Zinc tiene actividad antioxidante y ayudan al organismo en la función inmunizara.

Desde openfarma.com queremos aconsejar la mejor manera de afrontar los cambios de estación de la forma menos traumática posible y aparte de los hábitos saludables (dieta equilibrada y variada, sin tabaco, ejercicio físico de intensidad moderada, dormir y descansar bien, controlar los niveles de estrés,…etc.) aprovechar los compuestos naturales con evidencia científica demostrada para reforzar nuestras defensas naturales frente a posibles agresiones.
Tenemos que ser consciente que el día a día no nos permite parar ni queremos: trabajo, hijos, padres, disfrutar del tiempo libre,…etc., y para aquellos que no es suficiente trate los síntomas sino algo más o animamos a preguntar sobre como preparar la llegada de los cambios…, de tiempo!